Se ha producido un error en este gadget.

lunes, 7 de septiembre de 2009

Una chispa contra la crisis


Coca-Cola aplica una estrategia de largo plazo para hacer frente a la contingencia económica mundial



La empresa refresquera más grande del mundo, Coca-Cola Company, no solamente vende bebidas, también esperanza. Si uno revisa la publicidad de hace dos o tres décadas, se encuentran campañas publicitarias que, al igual que hoy, difundieron optimismo en medio de pesadas crisis económicas, comenta Brian Smith, presidente de Coca-Cola México, en sus oficinas corporativas, en entrevista con EL UNIVERSAL.

El principal encargado de la supervisión y operación del negocio en el país acaba prácticamente de llegar de Río de Janeiro, ciudad en donde radicó desde 2002 y fue base de las operaciones de la compañía internacional en aquel país.

Tras haber logrado un crecimiento de 6% en su participación dentro del mercado brasileño de refrescos, llega ahora a México con la visión de cómo hacer crecer un negocio en economías en vías de desarrollo. Su ventaja, posiblemente, es que Smith ya conoce al país, incluso asistió a un colegio de la ciudad de México para cursar el nivel medio.

El directivo ya dio el primer paso. Al término del segundo trimestre la empresa reportó para esta división un crecimiento de 6% en sus ventas, así como el relanzamiento de la marca Coca-Cola Zero con nuevas presentaciones, que buscan dar un mensaje de confianza y optimismo a los consumidores en medio de este temporal económico.

De acuerdo con el ejecutivo, México es el segundo mercado más grande que tiene Coca-Cola Company a nivel internacional, después de Estados Unidos. El principal reto que se le presenta en el país es enfrentar un negocio mucho más desarrollado que en Brasil, y considera entonces que esa apertura y demanda que hay en aquel país no existe en México. “Bueno, existe pero a otros niveles, la tienes que desarrollar más, o sea que tienes que batallar más para crear la demanda que requieres, y en ese sentido es el reto más desafiante”, comenta Brian Smith.

Considera que lo interesante dentro del actual contexto en el que se encuentra México es que se pueden observar todas las tendencias de consumo, y reitera que la empresa que representa va muy bien.

Smith acepta que las compañías de consumo masivo sí tienden a sufrir el impacto por la crisis economía, pero lo que beneficia a Coca-Cola en México es la diversificación con una gran gama de productos y empaques que se pueden adaptar a la estrategia de la empresa en circunstancias como la actual.

Lo que la compañía hizo, revela, fue adoptar una estrategia de largo plazo, que preparó para enfrentar la crisis mundial y salir fortalecidos de estos malos momentos que enfrenta la industria en general.

ramiro.lucero@eluniversal.com.mx

No hay comentarios:

Publicar un comentario