Se ha producido un error en este gadget.

sábado, 7 de febrero de 2009

Una dosis de optimismo


Llevamos ya meses y meses de escuchar, leer y ver únicamente notas relacionadas con crisis, desempleos, despidos y hasta suicidios.
Es tiempo de que quienes estamos en las áreas de comunicación y mercadotecnia mandemos mensajes con energía positiva y optimismo. No se trata de engañar a nadie, ni de pretender negar la realidad.
Pero es bien sabido que nuestro estado de ánimo y nuestra actitud mental nos programan para el día a día y si por nuestra mente sólo fluyen palabras negativas y de desánimo, es obvio que seguiremos viviendo en esa neblina de tristeza, apatía e indiferencia que nos llevarán únicamente a seguir sintiéndonos fracasados o perdedores.
Así es que los invito a:
1. Reconocer que somos personas con inteligencia, capacidades y habilidades.
2. Esta no es ni la primera ni la única situación difícil a la que nos enfrentaremos a lo largo de nuestra vida; así es que más vale que busquemos una manera de mantenernos a flote y poder llegar a la meta.
3. Se supone que los mercadotecnistas somos creativos e ingeniosos. ¿No podríamos entonces iniciar un movimiento a favor del optimismo? Quizás baste recordarle a la gente que con trabajo, energía, entusiasmo, cooperación y dedicación tarde o temprano llegaremos a la otra orilla, y que sólo quien no hace nada, ni se arriesga es quien termina sin resultados.
¿Qué se les ocurre?
¿Qué podemos hacer desde nuestro rincón del mundo?

No hay comentarios:

Publicar un comentario